miércoles, 2 de marzo de 2011

`Así te veo trapo, así te trato´, o el cuento de Nahir Gutiérrez

........
.......
Sigo con fidelidad y devoción la trayectoria como escritora de libros infantiles de Nahir Gutiérrez, quien acaba de obtener el premio Apel.les Mestres, que la editorial Destino concede desde hace treinta años, con su segundo libro, titulado ¿Dónde está güelita Queta?, maravillosamente ilustrado por Álex Omist, su compañero habitual en estas empresas. El libro proporciona respuestas a la extrañeza y el dolor que, en los más pequeños, produce siempre la desaparición de un ser querido. Y en ese sentido el libro no sólo es útil, sino sobre todo hermoso, pues texto y dibujos aparecen estrechamente relacionados, llegando a formar en muchas páginas una única unidad de sentido. No en vano, el texto se ondula, escalona o inclina, llegando a adoptar la habitual disposición del verso, o bien nos obliga a darle la vuelta completamente para poder leerlo, como si de un poema visual se tratara. La autora ha confesado que el relato está inspirado en la figura de su abuela y en las explicaciones que tuvo que darles a sus hijos con motivo de su fallecimiento. Desde el mismo título, el niño balbuceante formula la pregunta a la que el texto da respuesta con "sutileza y ternura", como ha escrito Care Santos. Así, los seres queridos que nos dejan, permanecen en el recuerdo no sólo de los suyos, sino también en aquella pamela nueva que la abuela no llegó a estrenar o en el banco del parque que ella solía ocupar. Otro de los mayores aciertos estriba en que la abuela no aparece nunca dibujada, para que el lector pueda ponerle el aspecto que le parezca mejor, haciendo más suya la historia. En estos casos pienso que me hubiera gustado tener hijos para que pudieran leer libros tan hermosos como éste. En fin, se lo regalaré a mis sobrinos, Pirri y Popi, todavía en edad de disfrutar tanto como he gozado yo.
.......
.........

5 comentarios:

Anónimo dijo...

La falta de un ser querido te duele el doble cuando la encajas con el sufrimiento añadido de tus hijos. Si existe un libro capaz de mitigar, estéticamente para colmo, la situación... no me extraña que merezca todos los premios. Enhorabuena.

Susana Camps

Rosana Alonso dijo...

Me lo apunto ya mismo. Mis hijas adoran a mis padres y cuando llegue el momento, que seguro que me quedo sin todas las respuestas porque no las tengo claro, necesitaré ese libro.

Un abrazo

Rocío Romero dijo...

Ya está en mi lista, seguro que me encanta (y espero tardar mucho en "necesitarlo")
Gracias Fernando y enhorabuena a Nahir

Atticus Finch dijo...

Tiene mérito tratar de según qué temas en la literatura infantil. Habra que leerlo.

Araceli Esteves dijo...

Qué difícil nos lo pones, Fernando, para no correr a la librería a comprarlo después de leer tan extraordinaria crítica.