sábado, 18 de julio de 2009

El escritor como ventrílocuo

.....
Estaba escribiendo un comentario sobre un cuento de Juan Marsé, "Historias de detectives", recogido en Teniente bravo (1987), y el azar me ha llevado a una entrevista con el escritor y cantante folk inglés, Wesley Stace, a quien no he leído, pero que ha publicado en España una novela titulada Habla con George, que parece ser que trata de una familia y su muñeco parlanchín. Pero lo que me ha llamado la atención es que afirma, me temo que descubriendo la sopa de ajos, que todo escritor le parece un ventrílocuo y que le asombra que esta "increíble metáfora sobre la escritura", no haya sido utilizada en la ficción posmoderna.
....
.....
No sé si Marsé puede considerarse escritor posmoderno, espero que no, pero precisamente en aquellas "Historias de detectives", el protagonista y jefe de la panda del barrio, Juanito Marés, se nos presenta como medio contorsionista y medio ventrílocuo, en una trama en la que dos aventis acaban confluyendo en una única historia. En fin, me parece que no sería difícil encontrar otros ejemplos similares, puesto que apenas hay motivos nuevos en la literatura, señor Stace. Pero, eso sí, puede dársele al asunto un tratamiento distinto, que es lo que suelen hacer los escritores exigentes.
.....

7 comentarios:

Bel dijo...

Tenía una amiga, andaluza por cierto, que siempre decía que la ignorancia es muy osada. Pues eso. Lo que sí es cierto es que, aunque vieja, la metáfora sigue siendo magnífica.
Espero que todo vaya de maravilla en Berlín.

Anónimo dijo...

"ventrílocuo" en el DRAE:

http://buscon.rae.es/draeI/SrvltConsulta?TIPO_BUS=3&LEMA=ventrílocuo

Fernando Valls dijo...

Gracias, Anónimo.

Anónimo dijo...

DRAE:

ventrílocuo, cua
Del lat. ventrilŏquus).

1. adj. Dicho de una persona: Que tiene el arte de modificar su voz de manera que parezca venir de lejos, y que imita las de otras personas o diversos sonidos. U. t. c. s.

Citopensis dijo...

Hablar con letras lo que piensan otros.

Escribir para decir lo que no te atreves a pronunciar...

Y tal.

Ana Rodríguez Fischer dijo...

Bécquer, otro andaluz, fue quien por priemra ve ztradujo/divulgó entre nosotros una máxima de Goethe (que procuro inculcar a mis alumnos, por cierto): "Sólo la ignorancia es atrevida". me temo que no ha calado como debiera (o necesitara).

Fernando Valls dijo...

Ana, uno de los rasgos más característicos de la posmodernidad es que todo el mundo se pone a opinar a tontas y a locas, y así estamos perdidos. Gracias por tus visitas y comentarios.