viernes, 3 de abril de 2009

Más premios para Vila-Matas

.....
Mientras se cuece la posibilidad de que la Universidad de Mérida, en Venezuela, lo nombre Doctor Honoris Causa, Enrique Vila-Matas acaba de recibir el Premio Literario Internacional Mondello, Ciudad de Palermo, por su novela Doctor Pasavento (2005). En ediciones anteriores habían sido galardonados Günter Grass o Doris Lessing, ambos premio Nobel. La prensa no parece haberle prestado al hecho demasiada atención, quizá porque los escritores españoles son hoy por hoy los mejores del mundo mundial y no paran de obtener reconocimientos, aquí y allá, con lo que los chicos de la prensa no dan abasto...
....
....
Vila-Matas debe ser el autor español actual con más premios de carácter internacional, dejemos por hoy los numerosos premios nacionales, entre los que ya se cuentan el Rómulo Gallegos, del 2001, por El viaje vertical; el Prix du Meilleur Livre Étranger, Francia, en el 2002, por Bartleby y compañía; el Prix Fernando Aguirre-Libralire, Francia, del 2002, por Bartleby y compañía, del 2003; el Premio del Círculo de Críticos de Chile del 2003, por El mal de Montano; el Prix Médicis, de Novela extranjera, 2003, por El mal de Montano; Francia; el Premio Ennio Flaiano, Italia, del 2006, por El mal de Montano; y el Premio Elsa Morante "Scrittori del Mondo", Italia, del 2007, por El viajero más lento. En fin, felicidades y que siga la racha...
.....
P.D. La foto del sombrero, así la llama Vila-Matas en la aclaración que me remite, está hecha al salir de un restaurante de Zaragoza en compañía de, entre otros, los escritores Ismael Grasa (se aprecia al fondo, a la izquierda), Félix Romeo e Ignacio Martínez de Pisón. Lo que más me llama la atención en esta foto, junto a la media sonrisa del escritor, es lo que tiene de máscara la sombra vertical que le atraviesa el rostro, tapándole un ojo y medio.
...........

1 comentario:

Francis Black dijo...

Los premios estan bien en cuanto dan a conocer a un escritor , pero luego ya pierden bastante interes, yo prefiro un premio a un escritor que no conozco que a uno que ya he leido toda su obra , aunque supongo que al escritor le sigue haciendo gracias , pero en principio el destinatario final de un premio es el lector , que tiene un nuevo nombre al que prestar atención.