martes, 14 de abril de 2009

ENRIQUE DEL ACEBO IBÁÑEZ

.....
......
"Abismo"
.....
Sentado al borde del abismo, sintió que le ponían una mano sobre el hombro.
...
"Había una vez"
....
Había una vez que se encontró con otra, y juntas hicieron las veces de una gran amistad. Se veían de vez en cuando, pero siempre era motivo de alegría: una y otra vez agradecían encontrarse.
Pero otra vez interrumpió tan buena relación de iguales, tratando de formar parte del grupo. Tal vez no era conveniente ni deseable. “¡Otra vez lo mismo!” se dijeron ambas. Pero ya no era igual. A la larga, muchas veces se veían pero sólo dos veces se miraban. Es que la amistad, a veces, es única.
Como la primera vez.
.....
"Mal tiempo"
......
“Al mal tiempo, buena cara”, se había echado a rodar por el antiquísimo pueblo español de fines del siglo XII.
Entristecidos cuando había sol y días claros, sus habitantes esperaban con impaciencia e ilusión la llegada del mal tiempo.
....
.....
"Altamira"
.....
Al regresar a la cueva descubrió que alguien había dibujado animales y cazadores sobre los graffiti que tan trabajosa y amorosamente ella había estampado en la pared para su hombre.
Altamira ya no volvería a ser la misma, y ella tampoco.
......
"Matemáticas"
......
El uno se encontró con el otro, y se alegraron: eran dos para contarse. Llegó luego otro más, y los tres se hicieron amigos. Más de la cuenta.
Dos por tres se veían, los seis de cada mes. Ese día -6, infaltable cita- los tres se multiplicaban por agradarse mutuamente, contándose innumerables cosas hasta bien entradas las 18.
Pero una vez, en el habitual lugar de encuentro, se les sumaron otros y otros y otros más. Llegaron a ser mil y una noche fue cuando se convirtieron, para siempre, en cuento.
.....
......
* Enrique del Acebo Ibáñez es licenciado en Sociología por la Universidad de Buenos Aires y doctor en Sociología y Ciencias Políticas por la Universidad Complutense de Madrid. Trabaja como profesor e investigador en varias universidades argentinas, y ha sido profesor visitante en distintas universidades europeas y estadounidenses. Ha escrito numerosos ensayos editados en la Argentina, México, Estados Unidos y Europa sobre sociedad, cultura y comportamientos humanos. Ha publicado dos libros de microrrelatos: Breves encuentros en ciento once relatos (Ediciones Cooperativas, 2007; reeditado por Editorial Milena Caserola, 2008, ambas de Buenos Aires) y Breviario (Micro-cuentos) (Milena Caserola, 2008). Sus Cuentos abreviados permanecen inéditos, como estas piezas que ahora ven la luz.
.....
* Los cuadros son de Karl Schmidt-Rottluff.
....

4 comentarios:

Pedro Herrero dijo...

De “Abismo” me gusta el suspense que consigue acumular en una sola frase, y de “Altamira” la mirada irónica con la que pinta debajo de lo que todo el mundo tiene por sabido. Ojalá todas estas piezas inéditas dejen de serlo pronto.

eva luciérnagas y zarzamora dijo...

Curiosa manera de relatar el encuentro desde varios prismas y mûltiples perspectivas a través de la eternidad de ese tiempo fuera del tiempo que sugiere el género en sus variantes " habîa una vez, érase una vez, las mil y una noches o la entrada a la caverna". No lo conocîa, y gracias a ti, le echaré el ojo.

Un abrazo y saludos

Juan Antonio Glez. Romano dijo...

"Habia una vez" me ha parecido un relato magnífico, original y sorprendente. El resto también está a gran altura. Gracias por divulgarlos, Fernando.

www.enriquekrause.es dijo...

Enrique, pena no habernos encontrado en Madrid. Avisa por mail que no miro el contestador y parece que te has ido ya. Me encantaron tus relatos!!! a ver si puedo leer más. Avisa si vuelves. Fuerte abrazo. q.