lunes, 29 de marzo de 2010

Superventas: de Bolaño a Larsson

.....
......
"He leído a Larsson y me ha enganchado, pero su prosa es tramposa, artificial. Engancha la trama pero, al finalizar, te invade una sensación de pérdida de tiempo porque, para eso, mejor me voy al cine. Dedicar 30 horas a la lectura de una cosa superflua es más grave que dedicarle solamente dos. Y encima esa vacuidad se esconde tras la denuncia de la violencia de género. Para mí, 2666 es la verdadera novela denuncia de ese tema, cuenta asesinatos reales de mujeres. En Larsson la violencia de género no es más que una excusa para la distracción".
Àlex Rigola, director del Teatre Lliure y responsable del montaje de 2666

......
......

15 comentarios:

Mirthas dijo...

Nunca había leído una crítica a Larsson que diera tanto en el clavo.

David Pérez Vega dijo...

Hola:
Como lector preboom de Bolaño (empecé con él por 1998, y busqué, ya entonces, sus libros inencontrables: "La pista de hielo", "Consejos de un fanático..." antes de que fuesen editados por Anagrama o El Acantilado), a veces me alegra de que se le lea tanto, y a veces me apena, debido a que más de uno entiende al revés la causa-efecto del que fuese mi descubrimiento que no dejaba de recomendar hace una década: vende mucho, por tanto no puede se bueno. Por eso he sentido temor al leer el título de esta entrada. Compruebo con alivio al leerlo que unir a Bolaño y a Larsson en la misma frase era por una buena causa.

saludos

Isabel dijo...

Yo me alegro de ver a la gente por la calle con un libro, pero me hubiera gustado que en vez de ver tanto Larsson hubiera variedad, como Bolaño y muchos más en sus manos.

Y no me apetece nada leer esa tremenda trilogía. Pienso en todos los autores que me quedan por leer para emplear todo ese tiempo que llevan esos tochos de tomos.

MANUEL IGLESIAS dijo...

2666 ha sido una de las novelas por las que apostolé entre amigos, conocidos y público cercano cuando la leí. Luego sentí que no era excepción mi entusiasmo. Bolaño me sigue fascinando. Cosa que no conseguirá Larsson. Saludos

Citopensis dijo...

(Abogado del diablo)

Yo no he leído a Larsson y tampoco he leído a Bolaño.

Desde la distancia, el no saber, considero a Bolaño un escritor que produce arte y a Larsson un escritor que produce entretenimiento.

Ciertamente está en cada uno elegir lo que busca de un libro y emplear su dinero/tiempo/vida en ello. Es el lector el que decide qué lee en base a una serie de razones que son individuales e intransferibles.

El lector actual se mueve de forma mayoritaria por modas, tal y como ocurre con casi todo hoy en día, y si una de esas modas engulle a un autor como Bolaño pues lo encontraremos ante los ojos de lectores que nunca lo habrían encontrado interesante, o lo que es peor, llamativo.

No creo que eso sea malo y no creo que eso implique la crítica sobre autores como Larrson... debemos entender que igual que no todos somos capaces de paladear un buen vino puede que no todos disfrutemos de la lectura a un mismo nivel.

La literatura tienen una función lúdica (evasiva) que es fundamental y es ahí donde yo, humildemente, prefiero ubicar mil trilogías de "mujeres con bidones de gasolina" que el más moderno de los inventos actuales.

Que el lector elija lo que lee con la libertad de criticar cuando lo lea.

Pero que lea.

O eso creo.

Hiperbreves S.A. dijo...

He leído Millenium y 2666. Larsson entretiene y engancha, no será un clásico de la literatura universal, pero hace la literatura más universal. ¿Y eso por qué es malo?

2666 me gustó, pero me quedé con la sensación de que es una obra inacabada. ¿Soy el único?

Hiperbreves S.A. dijo...

PD: Tampoco me parece acertado que se especule con las motivaciones de escritores fallecidos... ¿Por qué es más limpia la intención de Bolaño que la de Larsson al utilizar la violencia de género en sus novelas? Esto me suena a "hooliganismo" literario.

Fernando Valls dijo...

Raúl, no he leído la trilogía de Larsson, pero he visto la versión cinematográfica de las dos primeras entregas, y me han entretenido. Creo que tienes razón en todo lo que comentas. Lo ambicioso y exigente puede ser compatible con lo entretenido y ameno, sobre todo cuando está bien hecho y no resulta una chapuza. Y, en efecto, 2666 es una novela inacabada, digan lo que digan.

Anónimo dijo...

De acuerdo con Citopensis e Hiperbreves(bueno y con Fernando Valls), no hay que mezclar churras con merinas.

A mí me gustó la primera película,creo que es la mejor cinematográficamente hablando.

Un saludo cordial
R.A.

manuespada dijo...

Esto es lo de siempre. Lo que hay que calibrar es si realmente dedicarle tiempo al entretenimiento (como dice el autor de la crítica) es una pérdida de tiempo. Por esa regla de tres nunca iríamos a un parque de atracciones, sino que nos pasaríamos la vida en museos. ¿No podemos leer a Larsson en la playa simplemente para entretenernos y luego a Bolaño por la noche para "pensar"? ¿No podemos ver un día "El señor de los anillos" y al día siguiente "El acorazado Potenkim"? Hacer entretenimiento bien hecho es muy difícil. ¿"Los Soprano" están mal hechos? ¿Es una pérdida de tiempo ver esa serie? El ser humano necesita pensar, pero también entretenerse. No son conceptos antagónicos.

Luis Azuaje dijo...

¿Y si de tanto insistir sobre la lectura de textos decididamente más críticos comenzamos a redefinir "diversión"? ¿Y si después de este esfuerzo nos divierte tanto el museo como el parque de atracciones? Precisamente, porque no son antagónicos pensar y divertirse es por lo que, creo, uno puede divertirse pensando. Recuerdo "Los detectives salvajes" frente a cualquier novela/caballo de JJ Benítez y mientras que la primera me interpela como ser social, me seduce, me cuestiona, la segunda me deja esa sensación de "era mejor verla en el cine", de la que habla Fernando.
Fíjate, me resulta más interesante detenerme en la frase: "mejor me voy al cine". De ella infiero: 1) El cine es el lugar ideal -no el libro- para representar cualquier relato pop. 2) Si en un libro, Larsson, es pérdida de tiempo, ¿cómo es que en el cine es diversión? 3) El cine ayuda a ahorrarnos tiempo de lectura. No estoy convencido de que sirva, ni siquiera, para parafrasear el texto, muchos menos para resumirlo. Me parece que siempre estoy asistiendo a dos discursos distintos.

Alvy Singer dijo...

No sé, adoro a Rigola y a Bolaño pero no acabo de verlo ¿eh? Larsson, al que no he leído (no hay tiempo para estas cosas), cumple un papel sociológico típico en la gente y le da la catártica historia/folletín de venganzas. No creo que Bolaño nos haga mejores: eso depende de nosotros, la obra puede hablarnos y podemos seguir siendo igual de memos....tiene que haber feedback, buena gente. Como película si que he visto la primera entrega de los hombres que...y es un telefilme rollazo, hombre, el relato pop en cine es épico, es decir, es reaccionario sin discusiones ni completismos.: es Rambo.

Fernando Valls dijo...

Gracias por vuestros bien traídos comentarios.

Anónimo dijo...

Decir que 2006 es un alegato contra la violencia de género más eficaz que la trilogía de Larsson soliviantaría al propio Bolaño, poco dado a complacencias bienintencionadas o añadiduras polítcamente correctas. 2006 es, a mi modo de ver, un acercamiento al Mal, con mayúsculas, sea objeto de aquel hombres, mujeres, niños o mediopensionistas. Aunque puestos a elegir, me quedo con "los detectives salvajes". Qué se le va a hacer.

Un saludo,
Juan Gracia Armendáriz

Anónimo dijo...

Siento mucho k solo veas eso en la obra de Larsson... para mi hay muchisimo mas ...y como suele pasar la pelicula es muy ridicula ante la riqueza de su Milenium