domingo, 6 de mayo de 2012

El pasticcio de Ferrara

.....
De Ferrara, ciudad en la que no me importaría quedarme a vivir una temporada, pueden decirse muchas cosas, pero hoy voy a limitarme a recomendaros el pasticcio di maccheroni que sirven en el Leon d´Oro, un restaurante que está frente a la catedral. ¿Cómo está hecho? Pues con pasta flora, harina, bechamel, mantequilla, ragout y macarrones pequeños. Puede tomarse como plato único y tengo que decir que he comido pocas cosas tan refinadas. A los muy comilones les recomiendo los antipasti salados de la casa, compuesto por almendras tostadas, patatas fritas, aceitunas y alcaparras, pizzetas y salatini. La casa te invita a un coktail de fruta y vino blanco. Y puede acabarse con una taza de macchiatone Illy, que los sirven en unas tacitas diseñadas por Francesco Clemente. Hoy, que he estado en Ferrara, junto al restaurante ensayaban los protagonistas de la Fiesta del Palio, la de Ferrara es la más antigua de Italia, con los músicos tocando la chiarina, una alargada trompeta, y los sbandieratori haciendo juegos malabares con la bandera de la ciudad, amarilla y negra.
.....

 ...
* Las fotos son de Gemma Pellicer.
....

5 comentarios:

Melquiades Villarreal Castillo dijo...

Don Fernando: Necesito un viaje por Italia, para poder conocer de prima mano la experiencia de las delicias que recomendáis.
Un saludo desde un aìs que es una bocanada de tierra en medio de dos ocèanos

Pedro Herrero dijo...

Vamos a ver: la pasta flora lleva harina, la bechamel lleva harina, los macarrones se hacen con harina. No recuerdo si el ragout también incorpora un poco de harina. Y encima, a todo eso le añaden más harina. ¿Y tú dices que es algo refinado? Mira, me lo voy a creer por la confianza que tengo en ti y por tu exquisito gusto en materia gastronómica. Pero, de entrada ese plato me da mucho respeto.

Un abrazo, Fernando. Celebro que este viaje colme tus expectativas. Echo de menos algunas fotos alusivas.

sigma dijo...

Una foto de las tacitas de Francesco Clemente hubiesen rematado bien esta entrada.
La envidia me corroe.

Fernando Valls dijo...

Tengo fotos de todo lo que hablo, pero no puedo subirlas, vaya usted a saber por qué... A la vuelta, lo intentaré de nuevo, a ver si hay más suerte o blogger ha mejorado el servicio. También tengo fotos de las tazas de Clemente; cómo no, Lola, mujer de poca fe. Dado que me debo a mi público, lo tenía previsto todo...
Gracias, por vuestros comentarios.

Julia U. dijo...

Fernando, tal vez porque hace muchas horas que comí y no he tenido tiempo de merendar, al leerte me ha entrado un hambre desoladora. ¿Puede localizarme alguna receta piadosa?
Solía traerme libros de cocina de los lugares que visitábamos porque la mesa forma parte de la cultura de un país. Ahora no es posible. Por favor, Fernando ¡ayuda!