lunes, 9 de agosto de 2010

Las colas de Frida Kahlo

..... ......
Si el tango parece ser que arrasa en Berlín, las exposiciones culturales son cosa de México este verano. Hoy, lunes, se clausura en el Martin-Gropius-Bau la antológica dedicada a la pintora mexicana Frida Kahlo. Lo que resulta difícil, por no decir imposible, es conseguir entrar. La cola que se forma desde primeras horas de la mañana, sale del edificio y se extiende a través de la Niederkirchnestr., haciendo la fortuna de los vendedores de salchichas y, cuando no llueve, también la de los expendedores de helados. Una vez que uno ha llegado a la puerta del edificio, lo que no resulta sencillo, se le anuncia que le quedan todavía dos horas más, lo que a efectos reales supone que debe hacer otro par de colas en el interior. En fin, que lograr visitar la exposición dedicada a Frida Kahlo se ha convertido en un trabajo sólo para discípulos aplicados de alguien que pueda ser una mezcla de Hércules y Job. Quien está haciendo el agosto también, y me alegro, es el librero que no para de vender postales, catálogos y carteles con los cuadros de la artista mexicana.
........... ....
Hoy, de pronto, se ha presentado en la cola, como pueden ver en las fotos de Gemma Pellicer, la mismísima Frida. Me imagino que como una manera de agradecer a sus admiradores tanta y tan paciente devoción... Los organizadores anunciaban en un cartel que desde el final de la cola hasta la entrada a la exposición se tardaría en llegar entre 4 y 6 horas, lo que sólo parecía disuadir a los más impacientes. Para los que al final de la jornada no hayan podido ver sus cuadros, la inesperada aparición de la artista habrá supuesto cierto paliativo. Así, podrán comentar que si no lograron ver la exposición, al menos alcanzaron a ver con sus propios ojos a Frida Kahlo.
En el mismo edificio, sin embargo, puede verse también otra exposición excelente dedicada a la cultura de Teotihuacán, que el viernes, cuando la visité, estaba casi completamente vacía. No se me ocurre mejor metáfora de los gustos de las gentes, de los tiempos que corren. En fin.
......

8 comentarios:

Txell Sales dijo...

Molt bona entrada. Berlín torna a ser el Berlín Oriental. No poden deixar de menjar salsitxes ni donar-les als nens encara de cotxet? He viscut força anys en aquesta meravellosa ciutat i m'agrada molt Frida Kahlo, però el que no he aconseguit mai és empassar-me una salsitxa.

Ginés S. Cutillas dijo...

Exacto. Y yo no he ido por no tragarme esa cola de seis horas. Una pena.

Abrazos,
Ginés

Cosicas de Trini dijo...

Los últimos días de julio estuve en Berlin. Carteles con la exposición de Frida por todos lados y el tango...En una recogida placita había un grupo de parejas bailando tango al ritmo del Adagio de Albinoni. Increible pero cierto a la vez que hermoso.

Eduardo Berti dijo...

¿El tango arrasa en Berlín, estimado Fernando? Me da curiosidad esa frase, ese dato... ¿Podrás contarnos un poco más, por favor? Un saludo,
E.

Fernando Valls dijo...

Eduardo, una amigo alemán, fascinado por el tango, que parece saber bailar, me comentaba hace unos días que Berlín era la segunda capital del tango en el mundo. Estábamos cenando en el Radialsystem, lugar de moda en la ciudad, donde hay conciertos de música barroca y de danza contemporánea, entre otros espectáculos, y donde también todos los domingos, desde el mediodía hasta la noche, puede bailarse el tango en el primer piso del edificio. Una de las fachadas queda abierta al canal por lo que resulta un lugar agradable y fresco para marcarse unos pasos de tango. La música, lamentablemente enlatada, acaba inundando tanto el edificio como la terraza del restaurante, situado junto al canal.

Eduardo Berti dijo...

Qué interesante. No sabía acerca de esto. Otra razón (una más) para sentir afecto y atracción por Berlín, supongo. Muchas gracias y un abrazo.

Betlem Aguiló dijo...

Habéis visto la exposición?

Fernando Valls dijo...

No, Belén, pero hemos visto a Frida Kahlo y hemos disfrutado mucho de las colas...