viernes, 25 de abril de 2008

YULINO DÁVILA

.
furatelda en los prados.
..
plasmado en agujas de amianto
el reclinatorio tensaba émbolos y jambas
alegando destapar...........pedal y yelmo

a la corola de marzo
donde se hizo luego Sagitario
.
siguió a la pujanza del tuétano
donde fue a reposar.........el colmillo
la escarcha que deja el arrastre o
el hallazgo de subterráneos nudos de fuego
en el sedal que Acuario alertó a su costalero
para borronear con lametazos
donde fue a reposar.........la cifra del apetito
.
de igual modo el esquife
............desahogó la estela
y ordenó la sal .el trino y el gazapo
.
nadie encontraría en la lustrina...un indicio
de desorden contra el cetrino de la pátina
............¡bien fluido!
donde fue a reposar.........equidistancia y suspiro

.
. .
. ..
de cómo un perfume se lufresca.
....
la mirada de góndola que arrima su cadencia
a la sortija enmarca el descanso de la quijada
en la polaina
..................el sueño deja la yesera
del tejado
agujereando la fantasía donde se agita
paso lerdo en demasía
..................(harto atareado sobreviviendo)
.
rumia el aviso de la fragancia con alfabeto
o pulsa su huella entre morera y acanto
.
de esto al envaine del fregado paño diestro
que aliviana los canastos que han contenido
..................comino o cardamomo
(aires donde otras suspiran los hechizos
........con regio modo
para luego premiadas desfallecer)
.
ahora de lejanía cuajada.......del batel a su landó
se llega a la raja del pronóstico que recusa:
..................el cutis se acicala
por donde se abre a horcajadas....el asentimiento
de la concordia que de un baúl estira la letra mansa
.
..
.

.
...
soliturno atrapado en su sombra

.

en torno de la calzatura
el naipe se descubre destilado y deja ver
..........................su trampa
.
se cepilla entonces el peaje entre cenefas
que alisa la miga del buen gusto del granuja
.
luego se borda el brillo del urinario albino
el vestido de agua que se desata a borbotones
..........................en la mano
de su ogro de camelias que su piel desastillada
encapota con besos juanes y patillas perfumadas
que hacen ardidos peces en su propia mitología
.
y atenuar las removidas cicatrices de la memoria
..........................en duermevela

..
* Yulino Dávila nació en el Perú, en 1952. Estudió Psicología Social en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (Lima), se inició en la poesía a finales de los años sesenta y viajó a Europa en 1977. Colaboró con la Editorial Banda de Moebius durante su estancia en Madrid. Vive actualmente en Barcelona, donde ha sido lector de la Editorial Planeta. Ha trabajado largo tiempo como bibliotecario del Instituto de Estudios Norteamericanos y ha colaborado como crítico literario para diversos medios de información. Tiene en su haber dos libros de poemas: El tratante (Lima, 1995) y Hebras de Malasaña (Lima, 1998, con ilustraciones del autor). Otros libros suyos permanecen inéditos. Ha realizado dos exposiciones individuales de dibujos, en la Galería Acrópolis (Lima, 1975), y en la galería-café Casa Fugger (Madrid 1987), así como una exposición colectiva en París, en la Galería Edifor (2006). Sus dibujos han servido para ilustrar portadas de libros y discos.

1 comentario:

alba alpha dijo...

Muy interesante su poesía.
Un abrazo
Alba