sábado, 22 de octubre de 2011

Ana María Matute en Bellaterra

...
.....
El Departamento de Filología Española de la Universidad Autónoma de Barcelona inaugura el curso con la presencia de Ana María Matute, una de las grandes narradoras españolas de la segunda mitad del siglo XX. Autora de importantes novelas, libros de cuentos y microrrelatos, como Fiesta al Noroeste (1953), Los niños tontos (1956), Los hijos muertos (1959), Historias de la Artámila (1961), La torre vigía (1971), Olvidado Rey Gudú (1996) y La puerta de la luna. Cuentos completos (2010), forma parte de la llamada generación del mediosiglo, junto a Ignacio Aldecoa, Rafael Sánchez Ferlosio, Carmen Martín Gaite, Jaime Gil de Biedma, Jesús Fernández Santos, Carlos Barral, Alfonso Sastre, José Agustín y Juan Goytisolo, Daniel Sueiro y Medardo Fraile, con quienes compartió conversación, amistad y esperanzas. Pero Ana María Matute también ha cultivado la literatura infantil y juvenil, campo en el que tiene en su haber títulos como El polizón del Ulises (1965). A lo largo de su trayectoria literaria ha obtenido prácticamente todos los premios literarios importantes que se conceden en España, tales como el Premio de la Crítica, el de las Letras Españolas y el Premio Cervantes. 
Me gustaría hacer una encuesta, preguntaros cuál es vuestro libro preferido de Ana María Matute. Los míos son Los niños tontos y Olvidado Rey Gudú
....
* La caricatura de la autora que aparece en el cartel es de LPO.
   .....

6 comentarios:

Rosana Alonso dijo...

Pues mis favoritos también son Los niños tontos y Olvidado Rey Gudú en novela.
Ahora mismo me estoy releyendo La puerta de la luna que me ha permitido conocer todos sus cuentos.

Un saludo...envidioso. Pero imagino que nos dejarás una entrada para contarnos qué tal la inauguración del curso.

Paz Juan dijo...

¡Qué ganas de coger un AVE y marcharme para allá!
Siempre he sentido una admiración profunda por Ana María Matute y por su obra. En mi libro de gramática de 1º de bachiller venía un relato suyo: La rama seca. Me marcó tanto que desde entonces he procurado seguir su obra y a ella misma.

Ya nos contarás.

Un abrazo.

AGUS dijo...

Además de los dos que citas Fernando, también recuerdo con emoción "Los hijos muertos". Una crónica salvaje y despiadada de los estragos de la guerra. No hace mucho en una entrevista, Ana María Matute decía que envejecer, hacerse mayor, era ir perdiendo cosas por el camino. Y esa frase creo que podría explicar bastante bien este libro, especialmente en la construcción de los personajes jóvenes, que aparecen retratados sin épica, desdibujados, viejos, como si la guerra les hubiera echado de repente veinte o treinta años encima.

Abrazos.

Odys 2.0 dijo...

Solo he leído Olvidado Rey Gudú, pero el tiempo ha borrado su rastro y apenas me queda el recuerdo de que me gustó...

A ver si los encuentro en la biblioteca.

Abrazos.

ana lahoz dijo...

Sólo leí en la facultad Fiesta al noreste, libro que trata sobre el caciquismo en los pueblos y el paso lento del tiempo en ellos.

Qué pena que la facultad de Sevilla no organice jornadas como estas. Espero que disfrutéis mucho.

Un saludo

Ximens dijo...

Yo solo he leído dos: Pequeño teatro (lo leí en 1982 y ya no me acuerdo); y el libro de cuentos "Historias de la artámila", el pasado febrero. Destaco especialmente El incendio, Don Payasito, La Felicidad, y uno imprescindible: La rama seca. Para los que tenemos una cierta edad es como leer nuestra propia historia personal. Triste, pero es que era una época gris.